El fútbol chino entra en escena a golpe de talonario

Jackson Mtnez, Álex Teixeira y Ramires, los tres fichajes más caros de la Superliga.

Jackson Martínez, Álex Teixeira y Ramires, los fichajes más caros de la Superliga.

La Superliga china de fútbol ha sido la segunda de todo el mundo que más dinero ha gastado en el mercado de fichajes de invierno. Además, lo han hecho incorporando jugadores de las grandes ligas europeas, como Jackson Martínez (Atlético de Madrid), Gervinho (Roma) o Alex Teixeira (Shakthar Donetsk). Su enorme potencial económico permite que empiece a ser atractiva.

China, hasta la fecha, no ha sido un país importante en el concierto futbolístico. Su selección sólo ha aparecido en una ocasión por el Mundial (en 2002) y tiene muy complicado jugar el próximo. El fútbol no es un deporte de masas allí. Pero todo esto puede cambiar en breve. El gigante asiático está decidido a prosperar.

Tanto el gobierno como algunas empresas potentes de China se han involucrado de lleno en el fútbol. Una de sus primeras actuaciones ha sido invertir en los clubes y en mejorar su Liga profesional. Todos los clubes de la primera división (conocida como Superliga) tienen como propietario o principal patrocinador a una empresa fuerte, solvente, con posibilidades y ganas de invertir en el fútbol. Además, por los derechos de televisión se reparten 1.125 millones de euros ¡por temporada! Por tanto, el dinero no es problema para ellos, y están empezando a utilizarlo en atraer a grandes futbolistas de todo el mundo.

El español Gregorio Manzano entrena al Shanghai Shenhua.

El español Gregorio Manzano entrena al Shanghai Shenhua.

Al principio, los extranjeros que recalaban en la Superliga eran veteranos en busca de un retiro dorado o jugadores que no acababan de triunfar en las grandes ligas de Europa o América, principalmente sudamericanos. Ahora ya empiezan a atraer a futbolistas con mayor pedigrí, gente que militaba en equipos punteros y que sucumben a los enormes sueldos que ofrecen en China. De hecho, en este mercado de invierno, los clubes chinos se han gastado más de 200 millones de euros. Sólo la Premier League inglesa supera su inversión. Hasta allí han emigrado internacionales como Guarín (Colombia), Gervinho (Costa de Marfil), Ramires o Álex Teixeira (Brasil). Desde España, Jackson Martínez ha abandonado el Atlético rumbo al Ghuangzhou Evergrande, que ha pagado a los colchoneros 42 millones de euros. En el mundo del fútbol dan por sentado que, a partir de ahora, China será otro competidor duro en cada mercado de fichajes.

LOS 10 FICHAJES MÁS CAROS DE LA SUPERLIGA CHINA
Futbolista Equipos Precio (en euros)
1. Alex Teixeira Del Shakhtar al Jiangsu Suning 50 millones
2. Jackson Martínez Del Atl. Madrid al Guangzhou Ev. 42 millones
3. Ramires Del Chelsea al Jiangsu Suning 28 millones
4. Elkeson Del Guangzhou Ev. al Shanghai SIGP 18,5 millones
5. Gervinho Del Roma al Hebei Fortune 18 millones
6. Guarín Del Inter Milán al Shanghai Shenhua 13 millones
7. Jinhao Bi Del Henan J. al Shanghai Shenhua 11,1 millones
8. Gil Del Corinthians al Shandong Luneng 8,5 millones
9. Ning Jiang Del Guangzhou R&F al Hebei Fortune 8,3 millones
10. Renato Augusto Del Corinthians al Beijing Gouan 8 millones

Y no sólo hablamos de futbolistas. También de entrenadores. En la actualidad dirigen a equipos chinos técnicos como el brasileño Luiz Filipe Scolari, el español Gregorio Manzano o los rumanos Dan Petrescu y Cosmin Contra. Otros, como los italianos Marcello Lippi o Alberto Zaccheroni, trabajaron allí hasta hace poco.

Primeros títulos internacionales
Históricamente, los equipos chinos han obtenido muy pocos resultados destacables a nivel internacional, ni en Asia ni menos todavía a nivel mundial. Gracias a que cada vez tienen mejores futbolistas extranjeros, sus participaciones en competiciones internacionales son ya más destacables. El Guangzhou Evergrande se convirtió en 2013 en el primer equipo chino en ganar la Champions de Asia. Repitió título en 2015 y llegó además hasta las semifinales del Mundial de Clubes (les ganó el Barcelona). Y no sólo el Guangzhou, otros clubes empiezan a ser competitivos y a plantar cara a coreanos, japoneses y árabes, las grandes potencias históricas de Asia.

El Guangzhou Evergrande es el mejor equipo chino del momento.

El Guangzhou Evergrande es el mejor equipo chino del momento. FOTO: tiemporeal.mx

La selección y las apuestas ilegales, su talón de Aquiles
Hasta ahora ha quedado claro que los clubes y equipo de China han dado un importante salto adelante. Sin embargo, con su selección no ocurre lo mismo, al menos de momento. China tiene muy complicado acudir al Mundial de Rusia 2018. Y en la pasada Copa Asiática de naciones no pasaron de los cuartos de final. Para intentar solucionarlo, los clubes sólo pueden contratar a cinco extranjeros como máximo. Además, la federación china (con el apoyo del gobierno) está realizando una fuerte inversión en la cantera, creando escuelas de fútbol a lo largo y ancho del país. También trabaja en la formación de entrenadores.

Otro de sus grandes problemas es el de las apuestas ilegales, que aunque ahora está más controlado sigue siendo una de sus lacras. De hecho, la actual Superliga, creada en 2004, supuso una refundación de la competición anterior, que desapareció castigada por la corrupción y los amaños. La situación era tan grave que el público perdió el interés y todos los estadios estaban prácticamente vacíos.

Be the first to comment on "El fútbol chino entra en escena a golpe de talonario"

Deja un comentario.

Tu dirección de correo no será publicada.