Johan Cruyff, el futbolista total

Cruyff jugó siempre que pudo con el dorsal 14 a la espalda.

Cruyff jugó siempre que pudo con el dorsal 14 a la espalda. FOTO: El País

Johan Cruyff es un caso único en el mundo del fútbol: marcó una época como jugador y como entrenador. No se puede repasar su trayectoria vital y futbolística sin tratar ambas facetas profesionales. Como jugador situó a Holanda en el primer plano futbolístico. Como entrenador, ideó un estilo novedoso y ofensivo que creó escuela, además de obtener títulos.

Un mito del Ajax
El nombre de Hendrik Johannes Cruyff (Amsterdam, 1947) va ligado a dos grandes clubes (aunque jugó en más): Ajax de Amsterdam y FC Barcelona. Ingresó en la escuela del Ajax a los diez años de edad. Con 17 años debutó en el primer equipo. Su calidad individual, su elegancia, su inteligencia y también su personalidad le convirtieron en el líder y estandarte de un equipo con el que dominó el fútbol en Holanda y en todo el continente. Y es que desde su debut como profesional en el Ajax (noviembre de 1964) hasta su salida en otoño de 1973 ganó 6 Ligas, 4 Copas, 3 Copas de Europa (consecutivas además, entre 1971 y 1973), la Supercopa europea y la Copa Intercontinental.

Cruyff (derecha), en un partido con el Ajax.

Cruyff (derecha), en un partido con el Ajax.

Su primera etapa en el FC Barcelona
En 1973, tras 16 años en el Ajax, nueve de ellos en el primer equipo, Cruyff decidió dejar el equipo de su vida y buscar nuevos retos. Muchos clubes le pretendían, pero él se decidió por el Barcelona, en una operación que fue la más cara del mundo en su época: 60 millones de pesetas. El fichaje fue un verdadero ‘culebrón’ que se demoró varios meses debido a que el Ajax estaba más interesado en traspasarlo al Real Madrid.

Sus inicios en Barcelona fueron inmejorables y propios del jugador más dominante de Europa en aquellos tiempos. Cuando debutó, el equipo azulgrana ocupaba la zona baja de la tabla. Pero desde entonces no perdió ningún partido más y acabó ganando la Liga con autoridad (incluyendo una victoria por 0-5 en el Santiago Bernabéu). Sin embargo, el resto de su estancia en Barcelona no fue tan gloriosa, ya que sólo ganaría un título más, la Copa del Rey en 1978. Sus números a nivel individual no fueron malos, pero acusó las discusiones periódicas que mantenía con sus entrenadores y con la directiva. Nunca tuvo problemas con la afición, que lo idolatró siempre. Abandonó el club catalán en verano de 1978.

Estancia en Estados Unidos y el Levante UD
Tras su salida del FC Barcelona, Cruyff emprendió la aventura americana y jugó dos años en la liga estadounidense, la NASL, primero en Los Angeles Aztecs (1979) y luego en los Washington Diplomats (1980). En 1981 jugó unos meses en el Levante UD (por aquel entonces en Segunda División) antes de volver a los Diplomats de Washington. Esta segunda etapa en España no fue demasiado fructífera, ya que disputó 10 partidos y apenas anotó 2 goles.

Cuando parecía que su carrera entraba en un declive imparable, Cruyff sorprendió. Primero volviendo a su club de origen, el Ajax. Y segundo porque su nivel de juego fue razonablemente bueno, contribuyendo a que su equipo ganara la Liga holandesa dos años seguidos. Nuevas desavenencias con la directiva le mueven a fichar por el gran rival del Ajax, el Feyenoord de Rotterdam, con los que sólo jugó una temporada. Eso sí, su retirada fue la soñada por cualquier futbolista. Fue el jugador más destacado del Feyenoord en la temporada 1983/1984, campaña en la que la escuadra de Rotterdam consiguió el ‘doblete’ Liga-Copa.

El ‘fútbol total’ de la selección holandesa
Johan Cruyff no sólo convirtió al Ajax en un equipo grande de Europa. También transformó a la entonces modesta selección holandesa en una potencia. Bajo la batuta del seleccionador Rinus Michels y rodeado de muy buenos futbolistas como Neeskens, Rep, o Krol, Cruyff fue el estilete de una selección que estuvo muy cerca de ganar la Copa del Mundo en 1974 y que quedó tercera en la Eurocopa de 1976. Su fuerte carácter, próximo a la rebeldía en ocasiones, le llevó a renunciar a participar en el Mundial de Argentina 1978, como protesta por la dictadura de Videla en el país sudamericano pero también por conflictos con el patrocinador de la selección, Adidas.

Pero el gran éxito de la Holanda de Cruyff y lo que le ha permitido pasar a la historia fue su juego. Se le llamó el ‘Fútbol Total’. Gracias a un preparación física innovadora, Holanda practicaba un juego ofensivo y al toque, acompañados por un intercambio constante de posiciones entre los fútbolistas. Además presionaban constantemente cuando no tenían el balón. Era un estilo innovador, jamás visto antes, al que le faltó la guinda de un título.

Cruyff, en el partido Holanda-Uruguay del Mundial 1974.

Cruyff, en el partido Holanda-Uruguay del Mundial 1974.

Su carrera como entrenador
Ya se ha comentado que su etapa como técnico fue tan fructífera como la de futbolista. Colgar las botas y sentarse en el banquillo fue todo uno. Se retiró en la primavera de 1984 y a finales de ese mismo verano ya fue nombrado director deportivo del Ajax. Y en la temporada 1985/1986 fue también elegido entrenador del primer equipo. Ganó dos Copas y una Recopa, pero fue cesado a principios de 1988 porque su equipo no era capaz de pelear por la Liga.

Al igual que ocurriera 14 años antes, pasó del Ajax al Barcelona. Otro paralelismo es que el conjunto azulgrana también atravesaba por un bache importante a nivel deportivo y social cuando aterrizó. Cruyff trabajó en un proyecto a largo plazo que acabó por convertir al Barcelona en un modelo a seguir por la vistosidad de su fútbol y los títulos logrados. De hecho, el cuadro catalán vivió a sus órdenes unos años de esplendor y gloria desconocidos por la entidad hasta el momento. De entre todos los títulos, el más importante fue la Copa de Europa (1992), que se había convertido ya en una obsesión para el barcelonismo. Como entrenador del Barcelona, entre 1988 y 1996, ganó todas las competiciones posibles al menos una vez, salvo la Copa Intercontinental y la Copa de la UEFA.

El Cruyff entrenador no se diferenciaba demasiado del futbolista. Impuso en sus equipos una filosofía muy ofensiva y de gusto por la posesión del balón, además de controlarlo absolutamente todo, incluyendo la política de fichajes y los salarios de los jugadores. Su estilo de juego fue imitado por otros entrenadores. Por ejemplo, Pep Guardiola ha reconocido en alguna ocasión que las teorías de Cruyff fueron muy inspiradoras para él.

Imagen de Cruyff en su etapa como entrenador.

Imagen de Cruyff en su etapa como entrenador. FOTO:kaisermagazine.com

SU FICHA
Nombre completo: Hendrik Johannes Cruyff
Fecha de nacimiento: 25/4/1947
País: Holanda
Posición en el campo: Delantero
Características de su juego: Conducción de balón, regate, visión de juego, cambio de ritmo y velocidad, fuerte carácter.

Clubes
Como jugador:
AFC Ajax (1964-1973 y 1982-1983)
FC Barcelona (1973-1978)
Los Ángeles Aztecs (1979)
Washington Capitols (1980-1981)
Levante UD (1981)
Feyenoord (1983-1984)
Selección de Holanda (1966-1977)

Como entrenador:
AFC Ajax (1985-1988)
FC Barcelona (1988-1996)

Palmarés
Como jugador:
9 Ligas (8 Holanda, 1 España)
7 Copas (6 Holanda, 1 España)
3 Copas de Europa
1 Supercopa de Europa
1 Copa Intercontinental

Como entrenador:
4 Ligas (todas en España)
3 Copas (2 Holanda, 1 España)
3 Supercopas de España
1 Copa de Europa
2 Recopas
1 Supercopa de Europa

Premios más destacados
3 veces Balón de Oro
Designado Mejor jugador europeo del siglo XX por la FIFA
Premio Laureus por su carrera profesional.

Be the first to comment on "Johan Cruyff, el futbolista total"

Deja un comentario.

Tu dirección de correo no será publicada.